Seis hábitos de atención plena para practicar estas navidades

Seis hábitos de atención plena para practicar estas navidades

 

 

 

Las fiestas de navidad las tenemos a la vuelta de la esquina y con ellas vienen miles de momentos en los que puedes poner en práctica tus técnicas de mindfulness, para evitar el estrés, los nervios, el cansancio, la zozobra o simplemente el agobio de tanta celebración.
Te propongo 6 momentos, y hábitos muy sencillos, que pueden favorecer que mantengas tu calma y tu estado de Atención Plena, proporcionándote calma, tranquilidad, buenas sensaciones, alegría y además disfrutes más de las fiestas.

Primero: Haz algo de deporte o ejercicio pleno
En estas fechas es muy habitual que con tanta celebración dejes a un lado a tu cuerpo y el ejercicio, es de las primeras cosas que abandonamos. Aunque no tengas mucho tiempo busca un hueco cada día, para andar o hacer alguna rutina de ejercicio aunque sea breve.
Es muy importante que, durante el tiempo de ejercicio pleno, tengas la cabeza centrada en tu plenitud en lo que estés haciendo, andar, correr, subir escaleras, etc
Algo de ejercicio pleno es mejor que nada.

Segundo: Saborea lo que comes.
Seleccionar un poco más lo que comes y saborearlo en su totalidad, con calma, descubriendo los distintos matices de sabor, olor, textura, etc. Es una de las mejores formas de disfrutar de los momentos de estas fiestas.
Además, elige aquellas comidas que no conozcas o sepas que te gustan mucho, pero en pequeñas cantidades, para que cada bocado sea un universo de sensaciones plenas.

Tercero: Contempla tu ciudad.
Nuestros pueblos y ciudades se llenan en estos días de luces, exposiciones, belenes y espectáculos. Párate con tiempo a cada uno de ellos mientras paseas por la ciudad. Vas a tener miles de impulsos externos que te generaran emociones internas y todas ellas son dignas de contemplarlas, sin que nada más sea importante.
Un sencillo paseo con la familia, en atención plena de tu ciudad, puede ser una experiencia verdaderamente relajante y te dará mucha paz interior.

Cuarto: Pon atención en ser amable y agradecido.
En estas fiestas en las que te encuentras con decenas de personas, familia, amistades y conocidos busca elementos en los que ser cada día un poco más amable con ellas. Estas fiestas, entre otras cosas, se trata de mostrar el cariño, bondad y gratitud que tenemos a quienes nos son cercanos. Centra toda tu atención en mostrar todo esto.
Y agradece lo que tienes, aunque sea humilde, por que agradecer es el mejor ejercicio de paz interior que podemos practicar. Y si en estas fechas te acuerdas con tristeza de quienes ya no están en tu vida, agradece por la vida que si tuviste años a atrás.

Quinto: tómate tiempo para no hacer nada.
Sí, no hacer nada, absolutamente nada. Busca momentos en los que encontrarte contigo mismo, contigo misma, sin personas que te rodeen, sin televisión, sin radio, sin ordenador y sin smartphone. Con absolutamente nada.
La soledad no es mala y debemos a prender a estar con nosotros mismos, porque somos la única persona con la que estaremos siempre.

Sexto: Escucha música con conciencia plena.
Son días en los que la música forma parte de los ambientes de familia, la calle y las fiestas, pero te propongo que te pares a contemplarla completamente, sin que nada más sea importante.
Que instrumentos suena, como es la voz de las personas que cantan, cuánto dura, cual es el ritmo, pon atención plena y disfruta completamente de cada canción.

 

Espero que estos pequeños ejercicios, seguro que se te ocurren algunos más, te sirvan para disfrutar y encontrar paz interior, siendo más amable contigo misma, ganando en paz interior y en calma.

Javier Medina – Creador de HandudyThinking®